Forum Barcelona 2004 | Català | English | herramientas Inicio Mapa de contenidos Buscador Tamaño textoTamaño texto pequeña 14px mediana 14px grande 17px
Actualidad > Noticias > Joan Delort: "La inmigración no es un problema, es una oportunidad"

NOTICIAS

Últimas noticias

noticias anteriores



Últimas noticias
 

10 / 09 / 2004
Joan Delort: "La inmigración no es un problema, es una oportunidad"

El secretario de seguridad pública del departamento de Interior de la Generalitat de Cataluña ha pedido que las políticas de comunicación eviten al máximo los términos “minorías étnicas y culturales”.

Joan Delort, secretario de seguridad pública del Departamento de Interior de la Generalitat de Cataluña, ha apuntado hoy en el Diálogo “Promover la convivencia y la seguridad en la era de la información”, que “la inmigración no es un problema, es una riqueza, una oportunidad de transformar nuestro sistema para que sea más justo.”

En su intervención se ha referido al incremento del fenómeno migratorio en Cataluña en los años recientes y aunque “de por sí no es un fenómeno nuevo, es tan rápido que tenemos el reto de gestionar la velocidad.” En este sentido ha pedido “humanizar el concepto de inmigrante, hay que hablar de personas y tratarlos como personas.”

Según su opinión, la base está en “el desconocimiento mutuo que genera desconfianza e inseguridad”, por eso ha abogado por “construir políticas que promocionen la diversidad cultural y la igualdad de oportunidades.” Al respecto ha dicho que es necesario cambiar la idea de “aprovechar al inmigrante porque es él quien hace el trabajo que no hacemos nosotros y es él quien paga mi pensión, eso es ahora, con sus hijos no será así.”

De acuerdo con su criterio, los problemas de seguridad tienen su origen en la combinación de todas esas causas. Igualmente, ha acotado que “las políticas de comunicación deberían evitar hablar de minorías étnicas y culturales y usar esos términos sólo cuando sea preciso, pues pueden provocar crispación.”

Asimismo, ha insistido en la necesidad de gestionar adecuadamente la diversidad cultural, afirmando que “los inmigrantes tienen que integrarse pero manteniendo su identidad, pues una persona se siente cómoda si se le respeta tal como es” y ha esbozado la idea de que debería comenzar a pensarse en un inmigrante con derecho a voto.