Forum Barcelona 2004 | Català | English | herramientas Inicio Mapa de contenidos Buscador Tamaño textoTamaño texto pequeña 14px mediana 14px grande 17px
Actualidad > Noticias > Marta Rosàs: «El compromiso de los jóvenes no debe ser sólo con los jóvenes, sino con todo el mundo»

NOTICIAS

Últimas noticias

noticias anteriores



Últimas noticias
 

14 / 08 / 2004
Marta Rosàs: «El compromiso de los jóvenes no debe ser sólo con los jóvenes, sino con todo el mundo»

El Festival Mundial de la Juventud ha quedado clausurado esta tarde con el mismo ambiente festivo con que se inauguró. En las intervenciones han quedado patentes el fortalecimiento de la red asociativa catalana y la necesidad de la participación de los jóvenes para la construcción de un mundo mejor

La Orquestra de Joves Intèrprets dels Països Catalans (OIJPC) ha sido la encargada de dar la bienvenida al numeroso público presente en el Auditorio del Fórum. Además, se ha podido ver un vídeo de los mejores momentos vividos en el Festival en los últimos seis días. Uno de los datos a destacar ha sido la participación de cerca de 8.000 jóvenes de 125 países.

El regidor del Área de Juventud del Ayuntamiento de Barcelona, Xavier Florensa, ha querido recordar «a los 2.500 jóvenes que no han podido participar en el Festival porque no han podido salir de sus países de origen, lo que, una vez más, demuestra que en este mundo globalizado está permitida la libre circulación de divisas, pero no de muchos jóvenes». En este sentido, Florensa ha dicho que «ser joven provoca desconfianza y sospecha».

Florensa ha definido el Festival como «un punto de encuentro que ha permitido el fortalecimiento de la red asociativa». Ha explicado también que los jóvenes han aportado «frescura, espontaneidad y crítica, así como ocio y diversión».

Además, el regidor ha recordado los diferentes puntos de vista de muchos jóvenes que se han podido oír en los Diálogos y ha destacado el diálogo y la mediación «como las únicas vías de resolución de conflictos». Florensa ha querido remarcar el carácter abierto, cosmopolita y mediterráneo de la ciudad de Barcelona. «Una ciudad que ejerce de capital de Cataluña, que, a pesar de tener una lengua propia hablada por diez millones de personas, aún no ha sido reconocida oficialmente por la Unión Europea», ha añadido Florensa.

Florensa ha destacado «el éxito del movimiento asociativo en Cataluña y cómo muchas entidades catalanas han liderado redes internacionales de jóvenes». Florensa ha dicho que es preciso seguir trabajando «por la paz, la justicia, el derecho de autodeterminación de los pueblos, por el respeto a las minorías y los pueblos indígenas, por la solidaridad y en contra de la discriminación».

Finalmente, Florensa ha pedido a las instituciones «la necesidad de reforzar los mecanismos de participación, la inclusión de las mujeres en el movimiento asociativo, una mayor inversión en políticas de juventud y promoción de la participación para que la sociedad pueda ser más crítica y cohesionada».

Por su parte, la responsable de la Secretaría General de Juventud de la Generalitat de Cataluña, Marta Rosàs, ha destacado la implicación del Gobierno y los responsables del Festival para que «el sueño sea realidad».

Rosàs ha explicado que el Festival ha dado a conocer «la voluntad de los jóvenes de construir un mundo mejor». En este proceso, Rosàs ha dicho: «Necesitamos empatía y trabajo conjunto, tenemos la responsabilidad de hacerlo para superar las contradicciones, sólo así los cambios son posibles».

«Tenemos que llevar a buen puerto las inquietudes y motivaciones, más allá de nuestras circunstancias personales; el compromiso de los jóvenes no es sólo con los jóvenes, sino con todo el mundo», ha apuntado Rosàs.

La directora del Festival, Inés Giralt, ha dicho que «este ha sido un viaje lleno de aventuras». Giralt ha recordado el viaje a Panamá en el que Barcelona se presentó como candidata para acoger la tercera edición del Festival Mundial de la Juventud. Giralt ha afirmado: «Durante estos tres años hemos aprendido que movilizar el Festival es movilizar personas, creatividad y flexibilidad».

«Ahora nos queda que la plataforma asociativa y juvenil gane en importancia y peso y que cada cual, cuando llegue a casa, continúe con la fuerza y la ilusión para construir un mundo mejor», ha concluido Giralt.

La miembro del Consejo de Juventud del Pacífico, Jeannine Daniel, ha explicado que las necesidades de cada joven que ha participado al Festival han sido diferentes: «Unos necesitábamos ser escuchados y otros aprender y escuchar». Con todo, Daniel ha destacado la importancia «de aprovechar la información y las prácticas que se han hecho en Barcelona para reducir la pobreza y el sida, y promover un mundo más igualitario y más justo».

Daniel ha añadido que «es preciso dar voz a los jóvenes y posibilitar su participación en la toma de decisiones, ya que son los que pueden hacer posible el cambio del futuro».

Finalmente, un participante del Festival ha manifestado su oposición a que el Festival Mundial de la Juventud esté esponsorizado por empresas multinacionales: «No me siento identificado», ha explicado.

Durante el acto la compañía Color Dansa ha ofrecido una representación en la cual se mezclaba el flamenco con el hip hop. La clausura ha sido protagonizada por la Orquestra de Joves Intèrprets dels Països Catalans.